Manual ciudadano para sobrevivir a las campañas políticas

Por Luis Miguel Rodríguez Alemán

 

En los primeros minutos de este 2018, uno no puede dejar de pensar que este año los mexicanos nos daremos cita como cada 6 años (esperemos que así siga siendo) a la “fiesta de la democracia” y elegiremos entre otros cargos, al que será nuestro próximo Presidente de la República.

Pero a pesar de lo saludable para nuestro país que resulte tener la posibilidad de elegir cada 6 años a nuestros gobernantes, la realidad es que las campañas se han vuelto una verdadera tortura para los ciudadanos, y puede sonar exagerado, pero cada que se acerca una elección, (que cada vez parece ser más seguido) el pueblo está obligado a soportar las cada vez más tediosas y poco ingeniosas campañas políticas. Y aunque debemos sentirnos afortunados por vivir en una democracia, donde tenemos el derecho (y obligación también) de informarnos correctamente y salir a votar el día de la elección, la realidad es que para muchos ciudadanos este periodo de campañas resulta un verdadero martirio.

Sin duda cada día más personas se preguntan: ¿qué hacer para sobrevivir a las campañas políticas, sin hartarse ni volverse loco en el intento? Pues para tratar responder a esa pregunta hemos decidido hacer un pequeño manual que nos ayudará a entender, comprender y soportar mejor este periodo de elecciones.

Punto número 1: Deja de fijarte en los partidos, comienza a analizar a las personas.

No sabemos si en algún momento de nuestra historia, el mexicano se ha detenido a reflexionar su voto tomando en cuenta la ideología que representa cada partido político, ya saben, nos referimos a esa que nos ayuda a saber si este es de izquierda, que si aquel es de derecha, que si son socialistas, etcétera. La realidad es que últimamente esto importa muy poco, y no lo decimos solamente nosotros, no, a los mismos líderes de los partidos esto les importa poco o nada. Y es que por poner un ejemplo en esta elección, los mexicanos habremos de encontrar en el catálogo de opciones políticas alianzas entre “izquierda” y “derecha” sin empacho alguno, –por ejemplo PAN-PRD, o la polémica alianza entre MORENA y PES, o el PRI que a estas alturas ya no sabemos que ideología representa–, dejando a un lado la agenda programática e ideológica que supuestamente estos partidos deben defender y seguir. En pocas palabras, estos políticos son capaces de juntar el agua con el aceite si eso les ayuda a ganar una elección.

Entonces, en este próximo proceso, olvídate de los partidos, analiza a las personas, investiga quienes son los candidatos, esto claro, sin olvidar sus antecedentes, de donde vienen y que han hecho.

boy-2844558_1920

Punto número 2: Desconfía de los candidatos que prometen mucho, recuerda, no son genios de la lámpara, ni magos.

“¡Vamos a darle empleo a todos!”, “En mi gobierno si habrá seguridad”, “En mi gobierno no habrá más impuestos” “Te lo firmo y te lo cumplo” ¿cuántas veces hemos escuchado estas propuestas? Es muy probable que en cada elección escuches a uno, o a todos los candidatos prometer y prometer, es normal, es parte de su estrategia, pero, desconfía principalmente de quienes  llenan sus discursos de promesas que todo mundo quiere escuchar, pero que nunca te explican como lo planean lograr.

Recuerda, por ejemplo, que un diputado no pavimenta calles ni construye escuelas, un diputado legisla, y es tu representante ante el congreso, o por lo menos eso se supone, claro eso no impide que pueda servir como gestor o intermediario entre tus demandas y las autoridades a las que si les corresponde hacer esa labor. Así que si los escuchas prometer cosas así, desconfía. Recuerda también que los problemas de nuestro País o nuestro Estado no se resuelven de un plumazo, nunca ha pasado y nunca pasará, así que si alguien te asegura que con ellos si habrá cambio de la noche a la mañana, eso es simple y pura DEMAGOGÍA.

Punto número 3: No te creas todo lo que lees en redes sociales. 

Este punto da para una nota entera, y vaya que este punto es importante. Una vez que inician las campañas, los candidatos y sus partidos harán todo lo posible por ganar, y aquí viene una de las cosas que más hartan al ciudadano común y corriente; la famosa guerra sucia. Así que prepárate, porque en estos días vas a leer todo tipo de barbaridades, se van a sacar todos sus trapitos al sol, te vas a enterar de cada chisme, ¡pero ojo!, tienes que tomarte un minuto y verificar si lo que lees y lo que te dicen es cierto.

Así que si no quieres ser víctima de un maquiavélico estratega electoral tratando de descarrilar a un buen candidato, tómate el tiempo de investigar si todo lo que lees en las redes sociales tiene un sustento, si proviene de una fuente confiable, o si es una estrategia más de las campañas.

Punto número 4: Deja de creer que todos los demás están equivocados menos tú y tu candidato.

Puede ser que a estas alturas ya te haya convencido algún candidato, eso es bueno. Lo que no es bueno es pensar que a partir de ese momento, solo tú tienes razón y que todos los que pretenden votar por otra opción que no sea la tuya, o están equivocados o son unos vendidos, ignorantes o vende patrias. Recuerda que vivimos en una democracia y que así como tú tienes derecho de expresarte, los demás también tienen ese mismo derecho, así que si quieres que respeten tu opinión, comienza por respetar la de los demás.

Ojo otra vez, esto no significa que guardes silencio ante las opiniones políticas de otras personas, al contrario, debate tus ideas, intercambia opiniones, pero nunca permitas que las pasiones se desborden y quieras imponer tu razón si o si. Recuerda que pensar diferente no nos hace enemigos.

Punto número 5: Cuida mucho tus datos personales, tu credencial de elector en esta época vale oro.

 Pareciera que esta de más decirlo, pero no. Miles de mexicanos siguen siendo victimas de pillos electorales que buscan por cualquier medio obtener tu credencial de elector, ya sea para impedirte ejercer tu derecho al voto, o peor aún, para cometer algún tipo de fraude electoral el día de la jornada. Así que el consejo en este punto es bastante sencillo, por NINGÚN MOTIVO des tu credencial de elector, o permitas que alguien se la quede. Si en algún momento te la piden como requisito para algún trámite y pretenden quedarse con ella, denúncialo. La credencial es tuya y ningún tramite público o privado tiene permitido quedarse con ella.

Punto número 6: Cuidar la democracia nos toca a todos, si ves algo mal alza la voz.

 ¿Te molesta pensar que un partido político se puede robar una elección? ¿Si? Entonces deja de ignorar lo que pasa a tu alrededor. Somos millones de mexicanos los que queremos un país mejor, mejores partidos políticos, mejores candidatos y mejores gobiernos, entonces vamos a hacer que todos esos millones vigilen a esos pocos que pretenden pasarse de listos. Así que ya sabes si ves algo raro o algo que no debiera ser en este proceso de campañas y elecciones, alza la voz, documenta con tu celular, graba, exhibe y denuncia. Ok probablemente te suene a spot del INE, pero no lo es, en lugar de estarnos quejarnos vamos a involucrarnos. Y por cierto, si te toca ser funcionario electoral no rechaces la encomienda, nuestro sistema electoral está diseñado para que la elección la hagan y la califiquen en las urnas los ciudadanos, así que en lugar de estarte quejando de que planean robarse una elección, participa en ella, y se testigo con tus propios ojos del proceso.

Punto número 7: Si no votas y no te informas luego no te quejes.

 Miles de millones de pesos nos cuesta a los mexicanos mantener nuestra democracia, así que si no quieres que los partidos sigan postulando a los mismos malos candidatos, recuerda todos los puntos anteriores para ayudarte a elegir por quien votarás. Analiza quienes son, de donde vienen, que han hecho, con quienes se juntan, como han trabajado en anteriores cargos, a que se dedicaban antes, pídeles que hagan públicas sus declaraciones patrimoniales, de intereses y fiscal, pero no solo la de ellos, también de sus familiares y entonces si, con todos los elementos en la mano, sal y vota el día de la elección

Otra vez esto te debe sonar a spot televisivo, pero es una realidad. Estamos hartos de la gente que nos gobierna, los criticamos, los cuestionamos, y el día que tenemos la oportunidad de evaluarlos en las urnas, simplemente lo ignoramos.

Ojalá este manual te sirva para afrontar con una mejor actitud y más preparado, las tediosas campañas políticas que se avecinan, y si crees que le falto algún punto o tienes alguna propuesta para enriquecerlo, compártenos tu opinión en los comentarios.

 

¿Qué tanto te gustó lo que leíste?


Datos del autor:

Abogado, egresado de la Facultad de Derecho de la Universidad Veracruzana, fundador de plumasprogresistas.com, Presidente Estatal de la Agrupación Política Nacional Ala Progresista en Veracruz.

Facebook: facebook.com/lmaleman – Twitter: @RodrguezAleman

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s